miércoles, 5 de diciembre de 2012

Tercer aniversario de la Aldea de las Letras


Hace tres años, a finales de noviembre, esta aldeana publicó su primera entrada con la ilusión de que este blog sirviera para promover el libro Peligro en la Aldea de las Letras (edición de autora), que semanas antes había sido seleccionado para incorporarse a la colección de Libros del Rincón del Programa Nacional de Lectura de la Secretaría de Educación Pública. En mis sueños de novata e ingenua internauta imaginé que algunos maestros de sexto año de primaria que recibirían el paquete de libros para su biblioteca de aula (correspondiente a 2009-2010), se pondrían en contacto conmigo para compartir la experiencia lectora de sus alumnos de mi libro y de otros. Todavía sigo esperando.

A lo largo de tres años, sin un objetivo claro y definido, he mantenido este blog que es como los tamales, es decir, "de chile, de dulce y de manteca", alimentado con unos cuantos cientos de entradas  alegres, unas que otras tristes y otras que reflejaban indignación (como los absurdos cambios a la ortografía, la eliminación de dos letras del abecedario y las políticas de recortes e injusticias contra la gente trabajadora de aquí, de allá y de todos lados).

Deseo que quien haya entrado a esta Aldea porque buscaba información la haya encontrado aquí o en los blogs amigos o por lo menos no haya salido decepcionado al pisar por unos segundos esta Aldea. Quiero agradecer a cada visitante anónimo y en ocasiones involuntario su presencia en este espacio que conserva, eso sí, el amor por el idioma español, por las diferentes lenguas (aunque no las entienda) y por la palabra escrita.

No puedo dejar de mencionar que en estos tres años he tenido la fortuna de conocer virtual y personalmente a blogueros maravillosos, inteligentes, generosos, comprometidos con las tareas que se han impuesto en diversas disciplinas, principalmente artísticas, docentes y de divulgación, a quienes es un placer leer.

A todos mis amigos babarianos, blogueros, suiteros, tuiteros y de Facebook les quiero agradecer sus comentarios y amistad. Ojalá disfruten como yo el pastel (torta o tarta) con el que celebro este tercer aniversario mientras tecleo estas letras pensando en todos ustedes.




15 comentarios:

Myriam Mahiques dijo...

Querida amiga, te felicito por estos tres años de blog maravilloso. Éxitos para los años que sigan, que serán muchísimos más. Un beso,

María Eugenia Mendoza dijo...

Muchísimas gracias, querida Myriam, lo más maravilloso de este blog es la posibilidad de conocer personas como tú.
Va un cariñosísimo abrazo.

sergio astorga dijo...

Mi querida María Eugenia, celebremos con un tamalito de buenas letras. Casi estoy desde el inicio y me siento un verdadero aldeano.
Espero que sigas con el mismo entusiasmo y que pronto podamos conversar de frente letra a letra.

Muchos abrazos

Lola MU dijo...

¡¡¡Felicidadeeees!!! Qué bueno festejar el cumpleaños de tu preciosa Aldea, querida María Eugenia. Y qué bueno volver a encontrarnos en este otro mundo virtual y mágico que nos puso en contacto y que nos ofrece tantas posibilidades.
Un abrazo muy grande.

miguel ángel bruno dijo...

Muchas felicidades y congratulaciones por el tercer aniversario de este blog. Un abrazo desde Capilla del Monte, provincia de Córdoba, Argentina.
elestadosincausa.blogspot.com

miguel ángel bruno dijo...

Muchas felicidades y congratulaciones por el tercer aniversario de este blog. Un saludo desde Argentina.
elestadosincausa.blogspot.com

María Eugenia Mendoza dijo...

Querida Lola:
Nunca imaginé que ser bloguera traería tantas sorpresas, una de ellas fue conocer en carne y hueso a dos estrellas de los blogs de educación. Qué tarde maravillosa pasamos en Madrid.
Gracias por tu felicitación, va un fuerte apapacho desde esta orilla.

Esther dijo...

Felicidades, Mª Eugenia. Te deseo larga vida bloguera para seguir disfrutando de tu compañía virtual y tus palabras.
Un fuerte abrazo.

María Eugenia Mendoza dijo...

Muchas gracias, querida Esther, por tu amistad y por tu talento y compromiso real y en línea.
Va un cariñosísimo abrazo.

El guachimán dijo...

Tres velitas (http://www.youtube.com/watch?v=j8BEyCWOcb8) de cumpleaños son ya mayoría de edad para un blog, María Eugenia, felicidades. Por cierto, no sabía que tú también pertenecías al colectivo de los que andan en la pelea de publicar sus libros. ¡Siempre adelante!

María Eugenia Mendoza dijo...

Muchas gracias por la felicitación, querido Guachimán, y por el video tan interesante de las tres velitas.
Esta mayoría de edad del blog obliga a cuidarlo con más dedicación.
Sólo tengo un libro publicado por mi cuenta, el primero ("El Lindero", publicado por SM) me impulsó a escribir el segundo que se topó con la indiferencia editorial pero me abrió el camino a la autoedición, ojalá algún día complete otro para seguir en este colectivo.
Va un cariñoso abrazo.

Carlota Bloom dijo...

¡¡Muchísimas felicidades, querida amiga!! Sabe mucho mejor felicitarte por estos tres años de feliz comunicación después de haber podido darte cálidos apapachos en persona: una circunstancia que hemos tenido la suerte de disfrutar. Ojalá te llegue pronto ese momento de compartir experiencias lectoras con los jóvenes. Un fuerte abrazo, Mª Eugenia.

María Eugenia Mendoza dijo...

Queridísimo Sergio:
Agradezco muchísimo tu felicitación. Es un gusto saber que nuestra amistad se alimenta de antojos e intereses compartidos, además de que somos paisanos que gustan de la gastronomía mexicana. Esos tamalitos se están cocinando para que los disfrutemos cuando estén listos.
Va volando un cariñosísimo abrazo que deseo compartas con Helena.

María Eugenia Mendoza dijo...

Querido Miguel Ángel:
Muchas gracias por tus palabras, es muy emocionante saber que los blogueros actuamos como puentes de comunicación entre personas de tantos lugares distantes, pero cercanos por el idioma.
Un abrazo muy fuerte.

María Eugenia Mendoza dijo...

Queridísima Carlota:
Qué momentos mágicos y sabrosos vivimos en ese recorrido por el Barrio de las Letras, con nuestra amiga Lola MU y mi hermana Clemen. Tienes razón, el cariño siempre está presente pero crece cuando la amistad se da entre personas que platican frente a frente, que se van de cañas y son afines en muchas cosas.
Gracias por tu felicitación. A esta Aldea le debo conocerte y siempre estaré en deuda con ella, así que la voy a cuidar más.
Apapachos cariñosísimos.